Dulce Carpio Reyes

Ciudad de México a 27 de enero de 2017

Responder a la urgencia por visibilizar el feminicidio, que es el asesinato de mujeres por el solo hecho de serlo, un fenómeno político y social que nos fractura como sociedad y como país, fue el motivo por el que surgió Feminicidio en México ¡Ya basta!, una exposición cuyo objetivo es generar un conocimiento que devenga en responsabilidad y compromiso, ya que cuando conocemos lo que sucede no podemos ser indiferentes, aseguró Linda Atach, directora de exposiciones temporales del Museo Memoria y Tolerancia, espacio museístico que albergará dicha muestra.

Durante la inauguración de la misma, la también curadora mencionó que se busca desmitificar creencias tan arraigadas, como la que difunde que el feminicidio solo sucede en Ciudad Juárez, pues hay feminicidios en el Estado de México, Veracruz, Jalisco, ciudad de México, Puebla, y en casi todos los estados del país

Montada en conjunto con la Universidad Iberoamericana, el Observatorio Ciudadano Nacional en contra del Feminicidio (OCNF) , la Entidad de las Naciones Unidas para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de las Mujeres (ONU Mujeres), el Instituto Nacional de las Mujeres y Fundación Ford, la exposición  reúne 25 casos de feminicidio y enfatiza que solo en uno de ellos ha habido respuesta legal, además de mostrar parte del archivo de Ana Victoria Jiménez, vídeos, instalaciones, fotografías de artistas como Teresa Margolles, Mayra Martell, la caricaturista Cintya Bolio y el fotógrafo  Ivan Castaneira.

Por una parte, honra a las víctimas y a sus familiares, pero también explica los círculos y las espirales de violencia para que las y los visitantes sepan identificar, cuidar  y combatirlos, aborda el machismo y la misoginia, tristemente propiciado por las mismas mujeres, los cuales son tendencias en el imaginario que detona la discriminación y la violencia que dan lugar al feminicidio, aseveró Atach.

Algunas cifras compartidas por Ana Güezmes, representante de ONU Mujeres en México, indican que en el país,  en los últimos 31 años, han muerto cerca de 50 mil mujeres, con presunción de homicidio o feminicidio, y casi la mitad de los casos han ocurrido en los últimos 10 años.

Al respecto, María de la Luz Estrada, coordinadora general del OCNF, comentó que esta muestra es un oportunidad para hacer conciencia sobre la gravedad de la problemática del feminicidio que visibiliza el abuso de poder, a través del control y el dominio de la vida de las mujeres y de sus cuerpos, situación que es favorecida por patrones culturales que legitiman los actos y las agresiones hacia mujeres en un contexto de permisividad social e impunidad del Estado.

Por su parte, Norma Andrade, fundadora de Nuestra hijas de regreso a casa y activista desde hace 16 años, cuando desapareció su hija Lilia Alejandra, resaltó que la exposición tiene un área de prevención, la cual, consideró de suma importancia, pues de acuerdo con el Registro Nacional de Datos de Personas Extraviadas o Desaparecidas (RNPED) hay mil 678 jóvenes desaparecidas.

Irinea Buendía, madre de Mariana Lima, asesinada por su esposo, un ex policía de investigación del Estado de México, pero según las autoridades, cometió suicidio, a pesar de los códigos, leyes, tratados y la sentencia de su caso que obliga a todos los ministerios públicos a que toda muerte de mujeres se tiene que investigar con perspectiva de género, los casos se siguen invisibilizando y se registran siete casos diariamente.

Feminicidio en México ¡Ya basta! se exhibe en la sala de exposiciones temporales del Museo Memoria y Tolerancia hasta el próximo mes de mayo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*